4. Las playas como zona de transición entre el mar y la tierra. El sistema duna-playa-fondo del mar

La costa es una zona singular formada por tres partes: fondo del mar, playa y cordón dunar, que en el caso de Menorca en ocasiones también incorpora las zonas húmedas existentes detrás de algunas playas de la isla.

Perfil transversal de una playa. Fuente: Adaptación de: Ambiente Sedimentario Transicional. Geología Venezolana. Autor: RODRÍGUEZ, R.


Estas tres zonas están dinámicamente relacionadas habiendo entre ellas un constante flujo de sedimento que cambia en función de la energía del viento y del oleaje; hecho que nos permite diferenciar dos perfiles para una misma playa: perfil de invierno y perfil de verano.

Perfil de invierno



Cuando la intensidad y la fuerza del oleaje es mayor, se produce un trasvase de arena desde la playa y las dunas hasta la parte sumergida, formando barras de arena submarinas que disminuyen la profundidad a distancias mayores de la orilla. De esta manera la playa consigue autoprotegerse de futuros temporales haciendo que las olas rompan más lejos de la zona emergida de la playa y que éstas lleguen con menos fuerza. Por otra parte, las hojas muertas desprendidas de la posidonia en otoño se depositan en la playa formando banquetes, que también ayudan a proteger la playa de la acción erosiva del oleaje, además de aportar arena gracias a los esqueletos calcáreos de los organismos marinos que vivían en ellas.

(a) Desplazamiento de sedimento originado por una tormenta y (b) perfil de invierno de las playas. Fuente: El autor: CARDONA, F.


Perfil de verano



Cuando el oleaje vuelve a sus condiciones normales y no se producen tormentas violentas, el sedimento que se había depositado en las barras de arena sumergidas vuelve hacia la parte seca de las playas gracias a los movimientos de las olas. Aparecen bermas, que son acumulaciones de arena o de arena y hojas de Posidonia oceanica al inicio de la zona seca de la playa, que por la acción de vientos dominantes de mar a tierra se trasladan hacia el interior y acaban integrándose en el cordón dunar.

(a) Desplazamiento del sedimento en condiciones de baja energía y (b) perfil de verano de las playas. Fuente: El autor: CARDONA, F.


El sistema duna-playa-fondo del mar es un engranaje complejo e interrelacionado que está en constante equilibrio. La pérdida de una de estas tres zonas hace que las playas sean más vulnerables a eventos erosivos como los temporales.